Lunes – viernes: 8:00 a. m. – 4:30 p. m., hora del este de EE. UU. | Zonas horarias internacionales por correo electrónico

Sin Daño, Sin Falta

Muchos de nosotros crecimos aprendiendo el término.  Sin daño, sin falta.  Desafortunadamente, se ha convertido en una filosofía de gestión de riesgos con las organizaciones y la sociedad en su conjunto.  En la sociedad, hacemos la vista gorda a las opciones riesgosas, a la espera de que ocurra el resultado indeseable.  Cuando ocurre el daño, saltamos sobre
los más cercanos a la acción.

Un jefe médico de un hospital lo dijo bien: “Juzgaremos la calidad de sus elecciones, no el triunfo o la tragedia que esas elecciones produjeron”.

La justicia, en el lugar de trabajo o en las calles, no debe dejarse en manos de aquellos que tienen la mala suerte de causar daño.

La ciencia